Leonardo Padrón llenó el Aula Magna

El escritor presentó su conferencia "Se busca un País" en la cual reflexiona sobre puntos clave para la historia y el futuro de Venezuela

Leonardo Padrón llenó el Aula Magna

Este 25 de noviembre el escritor Leonardo Padrón fue recibido a casa llena en el Aula Magna de la universidad a propósito de su conferencia «Se busca un País».

El también locutor y guionista, realizó un recorrido por distintos puntos de la historia del país a modo de reflexión, partiendo de la premisa de que en la actualidad los venezolanos estamos perplejos del país que tenemos, pero que sin embargo se nos impone apostar por convertirlo en un país más sensato, coherente e incluso «normal».

HISTORIA ACTUAL

Mesianismo, caudillismo y militarismo son los tres términos de alta peligrosidad a los que el venezolano le rinde tributo, comenta Padrón, quien considera que entender que de 200 años de vida republicana, 150 han sido gobernados por militares, ayudará a comprender mucho de la historia del país.

Sin embargo, afirma que recordar a la Generación del 28 -grupo de estudiantes universitarios que durante la dictadura de Juan Vicente Gómez se enfrentaron al poder a pesar de ser perseguidos, encarcelados y torturados- lo llena de fe y esperanza con respecto al Movimiento Estudiantil que se ha levantado durante este gobierno.

En cuanto a la diáspora, otro fenómeno del cual Padrón conversa en la conferencia, el escritor presentó algunas cifras de la emigración actual en Venezuela y de otros países, rescatando que en años anteriores otros países de Latinoamérica han sufrido este mismo efecto a causa de los gobiernos de turno o de las situaciones socioeconómicas. Esta fue la antesala a la lectura del texto La casa grande, el cual publicó en julio de este año y que resalta las razones por las cuales los venezolanos deberían permanecer en el país.

LA RUTA DE UN PAÍS NECESARIO

El escritor concluye que no claudicar, mirar al futuro, no satanizar a los partidos, ser pragmático, no luchar con soberbia o con violencia, emplear el tiempo conversando con personas que no piensen igual a ti, salir de la desesperanza aprendida, burlar la censura y respetar la reglas del juego son parte de las actitudes elementales en la ruta hacia un país necesario.

♦NP