Consigue una piel sana y brillante para la universidad

Acá tienes diez consejos para que tengas una piel sana, la cuides y protejas de las abrasiones externas. Recuerda que cada piel es distinta; además, ten cuidado con tus labios y la zona de los ojos

Consigue una piel sana y brillante para la universidad
La contaminación en el aire, en el agua, el maquillaje, los rayos solares, los constantes cambios climáticos son algunos de los factores a los cuales está expuesta nuestra piel y, por si fuese poco, también tenemos que tener en cuenta el estrés generado por las clases, el desvelo por estudiar, la mala alimentación y el trajín del traslado a la UCAB.
Por lo anterior, hemos decidido darte ciertos cuidados esenciales para que luzcas una piel sana y radiante. Acá tienes 10 reglas para que brilles todo el año.
  1. El cuidado para tu tipo de piel: Para cuidar tu piel, debes tener en cuenta tu tipo y naturaleza. Asegúrate de escoger los productos más idóneos para tu cutis. Hay que acotar que la piel seca tiene diferentes necesidades que la grasa y viceversa.
  2. Observa tus zonas sensibles: Partes del rostro como los ojos, labios, entre otras, tienen una piel sumamente fina y frágil, por lo que requieren de un cuidado especial y particular.
  3. Limpia suavemente: Emplea desmaquillantes fisiológicos para limpiar tu piel con suavidad, sobre todo si eres de piel sensible. Esto te ayudará a conservar el equilibrio y no atacarás de manera brusca la piel.
  4. Ojo con el contorno de los ojos: Esta piel es diez veces más sensible y fina que cualquier otra parte del rostro. Escoge y ten en mente una rutina destinada únicamente para esta área.
  5. Recuerda exfoliarte: Al menos una o dos veces a la semana, debes recordar usar un exfoliante adaptado para esta zona. Un producto que sea eficaz y, a la vez, suave y generoso con tu piel.
  6. Hidratación, algo esencial: La dermis está compuesta por 70% de agua y la epidermis por 15%, así que para mantener un buen nivel de hidratación, es importante usar hidratantes que equilibren la cantidad de agua en nuestra piel. Además, también debes procurar beber agua; recuerda que la piel se cuida por fue y por dentro.
  7. Emplea un maquillaje hipoalergénico: Esto te ayudará a evitar riesgos de alergias por cualquier producto que uses y no sea apto para tu piel. Este tipo de maquillaje está formulado para satisfacer las necesidades de todo tipo de piel.
  8. Bloque el sol: No importa cuál sea la estación del año, no importa si está nublado o soleado, si hace frío o calor, siempre debes procurar colocarte un filtro solar, al menos 15 minutos antes de salir de tu casa. Esto retrasará el proceso de envejecimiento cutáneo.
  9. Cuídate de las agresiones externas: Como lo mencionamos al inicio de la nota, todos esos aspectos tienen un efecto adverso en tu piel. Trata de kitigar su daño, tomando medidas para cada uno. Sirve que limpies tu piel por las noches, incluso si no te has maquillado durante el día.
  10. No dejes a un lado los labios: Cada vez que quieras, necesites, desees o te pase por la mente, aplícate un lipstick en tus labios o alguna crema reparadora especialmente para esta zona. Puedes reaplicar el producto cuantas veces quieras, porque esta área es particularmente frágil.
Si quieres mayor información o alguna consulta dermatológica, puedes acudir al Centro de Salud Santa Inés UCAB, ahí se encuentran especialistas capacitados para atender cualquier caso. Y tú, ¿cómo cuidas tu piel? Déjalo en los comentarios o escríbelos en nuestras redes sociales.
♦Luis E. Martínez