El Centro de Estudiantes de Derecho facilitó el retorno de ucabistas varados en Caracas

El servicio prestado por esta agrupación permitió que alumnos de San Felipe, Maracay, Valencia y Barquisimeto pudieran volver a sus hogares, luego de más de un mes de espera en la capital debido a la cuarentena

El Centro de Estudiantes de Derecho facilitó el retorno de ucabistas varados en Caracas

Tras la suspensión de actividades presenciales en la UCAB debido a la contingencia del COVID-19, estudiantes del interior del país que se encontraban en Caracas esperando por el inicio del semestre, se quedaron varados en la capital debido a la imposibilidad de movilizarse  a sus hogares por la cuarentena.

Para apoyarlos, el Centro de Estudiantes de Derecho (CED) llevó a cabo la actividad «Regreso a casa», gracias a la cual 14 jóvenes ucabistas pudieron volver a sus ciudades de origen.

El transporte, que fue coordinado con apoyo de la empresa privada, tuvo como punto de salida Plaza Venezuela e hizo paradas en Maracay, Valencia, San Felipe y Barquisimeto, atendiendo a las necesidades de los viajeros.

El servicio no solo se realizó para apoyar a estudiantes de Derecho, sino que estuvo abierto a cualquier ucabista que requiriese asistencia para movilizarse. Los participantes fueron captados mediante un formulario de Google, distribuido por el CED a través de distintas redes sociales de la universidad.

Los coordinadores de la iniciativa, Oriana Palacios y Wuilker Peña, miembros del Centro de Estudiantes de Derecho, se encargaron de que se cumpliera el protocolo de seguridad necesario. Cada estudiante se presentó con su carnet de la UCAB, su cédula de identidad y demás documentos de identificación.

También se respetaron las medidas sanitarias exigidas en medio de la situación de alarma nacional. Los pasajeros contaron con mascarillas, guantes y gel antibacterial, además de los salvoconductos de movilidad otorgados por las autoridades.

Apoyo ucabista para ucabistas

Daniel Márquez, presidente del Centro de Estudiantes de Derecho, resaltó que si algo caracteriza a la comunidad ucabista es el apoyo que sus miembros se brindan. Manifestó sentirse esperanzado ante el éxito de esta actividad, porque augura la posibilidad de lograr la movilización del estudiantado en causas solidarias.

«Si los estudiantes nos organizamos podemos ser autosuficientes, de cierta forma. Como salió esta actividad buena, pueden salir muchas otras, creo que eso es algo positivo de esto».

Daniela Goncalves, estudiante que recorrió el camino hasta Valencia junto a su hermana, reconoció que se anotó en el viaje porque estaba preocupada ante la situación en Caracas.

«Aunque al principio estábamos frustradas por no poder regresar, estábamos bien. El problema vino luego, cuando en los supermercados no se encontraban la mayoría de productos. Ante esta situación, nuestra angustia era enorme pero, por suerte, unos días después vimos publicado el anuncio del autobús para regresar a casa», confesó.

 

A nombre de los viajeros, Goncalves se mostró agradecida por la atención de los organizadores, quienes monitorearon su situación constantemente durante los días previos al traslado.

«La logística y atención desde el primer día fue impresionante, ese día ellos no solo llevaron a personas a sus hogares, sino que ayudaron a que toda esta situación se hiciera menos difícil».

Oriana Palacios mencionó que esperan organizar una nueva jornada de apoyo para facilitar el retorno a sus hogares a más ucabistas que se encuentren en situación similar.

«No solo vamos a sacar un autobús  (…) buscamos sacar uno para Oriente, y si no, replicaremos lo que harán dos estudiantes, que el día jueves van a partir hacia Mérida desde el terminal de La Bandera, ya que les financiamos un transporte que los puede llevar hasta allá», afirmó la estudiante nativa de Barquisimeto.

El Centro de Estudiantes de Derecho de la UCAB puso a disposición su cuenta @CEDUCAB en Twitter e Instagram para quienes deseen contactarlos y obtener más información.

♦Texto: Diego Salgado/Fotos: Cortesía de Daniel Márquez, Oriana Palacios y Daniela Goncalves