Ucabistas enseñan a jóvenes de La Vega la importancia del Derecho

Más de 30 estudiantes de bachillerato conocieron sobre el sistema judicial venezolano y el mundo de las leyes a través de la actividad "Si yo fuese abogado", preparada por voluntarios de la universidad 

Ucabistas enseñan a jóvenes de La Vega la importancia del Derecho

Con la actividad «Si yo fuese abogado»,  integrantes del voluntariado de Derecho de la UCAB -programa adscrito a la Clínica Jurídica Padre Luis Olaso del Parque Social Manuel Aguirre-recibieron, en el campus Montalbán, a estudiantes de tercer año provenientes de una escuela del sector La Vega y realizaron junto a ellos un juicio simulado.

Esta es la iniciativa más antigua del voluntariado y tiene como objetivo estimular la curiosidad de los jóvenes sobre el funcionamiento del sistema judicial, a partir de la dramatización de un juicio sobre un hecho real en el que los participantes asumen roles de los actores que forman parte de los procesos legales.

Defensores, periodistas de sucesos, funcionarios y fiscales son algunos de los profesionales que asisten a estas sesiones para contar a los futuros bachilleres su experiencia en los juzgados del país y la importancia de trabajar para lograr justicia y promover el respeto del estado de Derecho.

Mariana Campos, profesora de la UCAB y coordinadora del voluntariado de Derecho, afirmó que esta actividad busca encender la vocación de los adolescentes por el Derecho, a la vez que motiva a los ucabistas a generar un lazo con las comunidades aledañas a la universidad.

“Esta actividad lo que busca es generar una conexión entre los estudiantes de Derecho y las unidades educativas cercanas a la universidad. Lo que hacemos es que los muchachos se incentiven o que despierten una curiosidad por el Derecho. Al final, los alumnos asumen estos distintos personajes y hacen un juicio que ya haya existido”.

Luis Salazar, estudiante del sexto semestre de Derecho, afirmó que «Si yo fuese abogado« impulsa a los adolescentes a descubrir su vocación, lo que lo motiva a continuar siendo voluntario.

«Participo en el voluntariado desde mi primer semestre y a veces es un poco difícil trabajar con chamos de bachillerato, pero es chévere enseñarlos y me encanta formar parte de esto. Me motiva mucho ver la emoción de ellos. Al principio llegan aburridos, pero a medida que avanza la sesión y les vamos explicando, se meten en el proyecto. El semestre pasado tuve una muchacha que se esmeró bastante en su rol y eso es lo que me mueve, poder ayudar a otro a encontrar su vocación, sea en el Derecho o en otra profesión”.

Además de «Si yo fuese abogado», durante 36 años, el voluntariado de Derecho ha venido trabajando con iniciativas como «Cultura Democrática» y «Jóvenes por la paz» que impulsan a los jóvenes de diferentes parroquias cercanas al campus a continuar con sus estudios y adquirir nuevos conocimientos.

Aquí una fotogalería de la última sesión

[ngg_images source=»galleries» container_ids=»143″ display_type=»photocrati-nextgen_basic_thumbnails» override_thumbnail_settings=»0″ thumbnail_width=»240″ thumbnail_height=»160″ thumbnail_crop=»1″ images_per_page=»20″ number_of_columns=»0″ ajax_pagination=»0″ show_all_in_lightbox=»0″ use_imagebrowser_effect=»0″ show_slideshow_link=»1″ slideshow_link_text=»[Mostrar presentación de diapositivas]» order_by=»sortorder» order_direction=»ASC» returns=»included» maximum_entity_count=»500″]

 

♦Texto: Lesslie Mendoza/Fotos: Aura García