El pasado jueves 6 de julio se llevó a cabo el 1er Seminario de Dirección de Arte y Fotografía en la Universidad Católica Andrés Bello, encuentro organizado por un grupo de estudiantes de Comunicación Social que reunió a unos 80 apasionados del séptimo arte para que se llevaran consigo herramientas valiosas para su futuro profesional en el medio.

Realizado en el Centro Cultural Padre Guillermo Plaza, el seminario -de carácter gratuito-  estuvo a cargo de tres consagrados profesionales del cine nacional que pusieron a disposición de los asistentes toda su experiencia y conocimiento.

El primero en hablar fue Edgar Rocca, director, productor, escritor y crítico de cine. Rocca fue profesor de la UCAB y actualmente es docente en la Escuela de Cine y Televisión, de donde egresó por una beca del CNAC en 2013.

Su participación versó sobre dirección general, a partir del relato de la experiencia de trabajo que le dejó su ópera prima, «El Peor Hombre del Mundo», cinta estrenada en diciembre de 2016.

«En el puesto del director o productor, es crucial dejar de lado los dogmas y ser pragmático. Tener respuestas a todo», dijo como consejo principal el también miembro del Círculo de Críticos de Cine.

Luego le tocó a Daniela Hinestroza, directora de arte con experiencia en diseño de set, maquillaje y vestuario, así como en ambientación de videoclips, cortometrajes y largometrajes, entre los cuales se cuenta el thriller venezolano «La Casa del Fin de Los Tiempos» (2013).

Además de las herramientas y nociones sobre color y armonía, Hinestroza hizo especial énfasis en la importancia de la construcción de un equipo de trabajo real, el cual «debe estar basado en los talentos de cada uno y como se complementan y no en relaciones interpersonales».

El tercer mentor invitado fue Carlos Luis Rodríguez, director de fotografía y también director publicitario de extensa trayectoria. Egresado de la UCAB y de la Universidad de Cine de Los Ángeles, ha trabajado en videoclips para Viniloversus, La Vida Bohéme, entre otros, y películas como «Esclavo de Dios», del año 2013.

Rodríguez habló de lentes, iluminación y equipos pero hizo hincapié en el cine como negocio fuera y dentro de Venezuela y la necesidad de trabajar duro por alcanzar los sueños.

 A nombre del equipo organizador, el estudiante Ibrahím Vicuña manifestó su satisfacción por la realización de esta actividad.

«Organizamos este seminario con la convicción de abrir espacios para nuestro crecimiento personal y profesional aún en una situación donde estos no proliferan y menos sin costo alguno. Dentro de nuestra coyuntura política y social, formarnos es también una manera de protestar.» afirmó Vicuña, quien  aseguró que esperan repetir la experiencia y realizar actividades similares  en los próximos meses.

Para mantenerse al tanto de las convocatorias venideras, pueden seguir la cuenta @seminariodaf en Instagram o escribir al correo [email protected]

Fotos: Elvira Prieto